Periodismo y literatura

24 enero, 2007

“Arlt: la escritura desencantada, la tarea de salvación en un mundo que se extingue”

Filed under: Trabajos finales — Administrador @ 10:31 am

Ayelén Fariña
Diciembre 2005

“Salvo los que se han escrito sobre esta última guerra.
Esos documentos trágicos valen la pena conocerlos.
El resto es papel…”

(Arlt, “Concepto claro” en La inutilidad de los libros)

Cuando durante los años de entreguerra surgieron en Buenos Aires las empresas editoriales un mundo intelectual en crecimiento -sustentado por la existencia de un público ampliado y previamente alfabetizado-se dio a la tarea de constituir y guiar la conformación de una empresa cultural en torno de una idea más o menos homogénea de quienes podían o aspiraban a adquirir su primera biblioteca.
Bajo las consignas de precios baratos, obras consagradas y lenguaje sencillo los mensajes de estas editoriales conformaban intereses, gustos y aspiraciones de sus lectores y éstos a su vez como consumidores condicionaban la formación de sus productos editoriales.
Este nuevo sector, como describe el historiador Luis Alberto Romero(1), se caracteriza por ser popular, barrial y profundamente heterogéneo y móvil. Sustancialmente distinto de los sectores populares de principios de siglo, formado por inmigrantes con una identidad trabajadora y contestataria.
Los intereses, necesidades, y gustos eran los argumentos de venta que según los casos pesaban más o menos que sus fines culturales.
La imagen de un hombre culto e informado que también pudiera entretenerse y de paso reformar la sociedad era, haciendo una escueta generalización, la que impregnaba aquélla tarea.
Dentro del mundo intelectual existieron los “nuevos” escritores, mientras que la mayoría de las propuestas editoriales trasmutaban las aristas más agudas de la sensibilidad social en un humanismo universal, la crítica social en forma de ironía conoció los nombres de Roberto Mariani, Elías Castelnuovo y Roberto Arlt. (more…)

Anuncios

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.